Beneficios del aceite de almendras

Beneficios del aceite de almendras

El aceite de almendras es un potente aliado para la salud aunque, generalmente, sea más conocidos por sus beneficios estéticos. Este aceite natural es perfecto para las pieles sensibles y para aplicarlo en las zonas delicadas que son reactivas a los productos químicos, muy comunes en los productos de belleza, o incluso en las cremas hidratantes.

Aceite de almendras dulces

Este aceite se obtiene del fruto del almendro, que al ser prensado en frío expulsa dicho aceite. Sus propiedades más destacadas se deben a su contenido en:

  • Antioxidantes
  • Vitamina E
  • Nutrientes esenciales.
  • Grasas monoinsaturadas
  • Ácido oleico y ácidos linoleicos (como el omega 3 y 6)

El aceite de almendras dulces tiene un color casi transparente, con toques amarillos o dorados y un aroma muy dulce.

¿Qué beneficios tiene?

El uso del aceite de almendras nos proporciona los siguientes beneficios:

  1. Es hidratante y retiene la humedad de la piel manteniéndola hidratada.
  2. Es antiinflamatorio con capacidad suavizante, por ello es ideal para tratar las heridas, la piel irritada y otras pequeñas alergias cutáneas.
  3. Propiedades emolientes. Se absorbe muy rápidamente y ayuda a calmar la ansiedad y el estrés. Se suele emplear en masajes pues restaura el pH normal de la piel, dejándola brillante e hidratada.
  4. Elimina manchas cutáneas ya que tiene acción blanqueante. Mézclalo con miel y aplícalo en la zona afectada.
  5. Reduce arrugas gracias a sus vitaminas que ayudan a retrasar la aparición de arrugas. Para ello, es aconsejable aplicarlo por la noche, tras la ducha.
  6. Sirve de Aftersun porque ayuda a curar los daños por una exposición dañina al sol.
  7. Da brillo y suavidad al cabello al instante. Además, evita la calvicie por su alto contenido en ácidos grasos oleicos y mejora la salud del cuero cabelludo al contener una buena cantidad de vitamina E. 
  8. Anti-estrías gracias a sus propiedades emolientes y alisadoras, este aceite aporta una mejor circulación, lo que puede ayudar a reducir las estrías. Aplícalo, dos veces al día (tras la ducha), sobre la zona a afectada con masajes circulares.
  9. Desmaquillante. Masajeando tu rostro suavemente con este aceite se consigue eliminar el maquillaje, hasta el resistente al agua.